Plan promete acabar con las inundaciones en el Gran Concepción

Basta que llegue el invierno y con él las lluvias para que un gran número de calles en la Región se inunden.

Y si bien el sistema de aguas lluvias es, evidentemente, mejor que el de Santiago, que con 15 milímetros de agua caída colapsan, los locales soportan hasta cuatro veces más, necesitan mejorarse para evitar desastres como los vividos en 2016 y 2018 en Tomé, producto del rebalse del canal Ifarle, en que más de 80 viviendas se vieron afectadas.

https://www.diarioconcepcion.cl/

Agregar un comentario

Your email address will not be published.